Por: Verónica Fernández

“Lo mejor que se puede dar a los niños, además de buenos hábitos, son buenos recuerdos” Sidney Harris

Dicen que los hábitos hacen a las personas, y yo estoy totalmente de acuerdo,  háblame de lo que haces y sabremos no solo como eres tú sino también tu familia.

La mujeres, las mamás, esposas tenemos un rol, fundamental en la familia, somos el pilar que sostiene todooo en nuestra casa… cuentan por ahí que los hijos le preguntan a la mamá ¿dónde está  esto?  ¿Qué uniforme me toca? ¿A qué hora es tal…? Y al papá solo le preguntan… ¿dónde está mamá?  … Bueno que afortunadas, pero esto tiene también una gran responsabilidad ya que los hábitos que nosotras fomentemos en nuestra vida, repercuten directamente en la vida de nuestra familia.

Por eso los invito a reflexionar un poco si eres mamá ó seguro tienes una, ¿Cuáles son los hábitos que fomento en mi, que afectan a mi familia?

En una clase con mamás les pedí que hicieran una pirámide y colocaran sus prioridades, fue una sorpresa que muchas se quedaron en el primer renglón, pusieron…”mi familia” y ahí se acabo.

Una mujer es más que ser solo madre, también es esposa,  hija, amiga, muchas profesionistas, trabajadoras,  y otros muchos roles que desempeñamos.

Por eso la responsabilidad de tener una vida integral… conformada  por diferentes actividades que la harán más rica para nosotras y en consecuencia para nuestra familia.

A quien no le gusta una mamá que este de buen humor… pues propiciemos el bien estar. En la clase hicimos una lista de los 10 hábitos que no nos deben faltar en nuestras vidas para que sean armónicas y equilibradas.

No caer en el extremo de la mamá limpiadora que no tiene tiempo para nada porque la casa le demanda toda su energía, ni la mamá “workaholic” que después de trabajar sigue contestando mensajes de la oficina, o la “socialite”, que anda de desayunito en desayunito.

Lo siento pero la mujer de hoy tiene que ser  sumamente organizada,  tenemos que tener claras nuestras prioridades, nuestros valores y fomentar hábitos sanos en nuestros hijos, hasta de cosas sencillas como de ser cooperadores, hay que aprender a delegar, así ellos (hijos, esposo) aprenden a cuidar más que la casa esté ordenada y nosotras tendremos más tiempo que se traducirá en calidad para el tesoro más importante que tenemos, nuestra familia.

1. Leer, tenemos que estar informadas, tener diferentes temas de conversación, que sean interesantes. ¿Cómo queremos que nuestros hijos lean, si nunca nos ven leer?

2. Ejercicio, tiene tantos beneficios, para una salud física como mental, genera endorfinas, activa la circulación y claro nos hace sentir mejor más activas.

3. Orar, hay muchas formas de hacerlo, desde las oraciones que conocemos, hasta una plática amigable con Dios, ofrecer las cosas buenas y malas que nos vallan sucediendo durante el día, hasta la oración contemplativa que es solo estar un ratito a solas conectada solo con Dios… muy reconfortante.

4. Llevar una agenda, si queremos que nuestra vida sea equilibrada, tenemos que organizarnos, no hay mas, lleva una agenda y aprovecha cada minuto del día en acciones positivas que terminaran traduciéndose en una mamá tranquila, equilibrada y de buen humor.

5. Tiempo comunicación a cada uno, si tienes tres hijos… necesitas un momentito con cada uno, hacer una conexión especial y personal. Si tienes más hijos pues mas organizada ;D

6. Tiempo para mí, por que solemos dejarnos para el último lugar, si somos el pilar!! Como dice Gaby Vargas es su libro “Primero TU”… pensar en ti no es egoísmo es que si tu estas bien todas estarás bien.  Separa por lo menos un par de horas a la semana y haz lo que quieras, una película, pedicura, leer, tina… implemente naaddaa!

7. Tiempo de pareja,  súper importante,  se amigo de tu pareja, salgan, ó preparen una cenita juntos, vean un programa en  la tele, salgan a caminar.

8. Diversión, todo lo anterior parece divertido, pues más diversión, es parte del equilibrio, diviértete, haciendo lo que hagas, que no sea una carga lo que haces, recuerda todo es actitud.

9. Comer saludable, ¿quién va al súper? ¿Quién cocina? … pues si, en ti cae esa responsabilidad de que sea sano, si consumes mucha azúcar, cafeína, ó harinas, esto va a afectar tu estado de ánimo y de tu familia… ¡recuerda equilibrio en todo!

10. Descansar, merecido, planea tu descanso, duerme, cierra tus ventanas, tu puerta y si puedes tomate 15 minutos en la mitad del día para recargar baterías.

Todo lo que necesitas es amor, consigue amor a través de hábitos sanos y fuerza de voluntad, para que tengas pila para dar mucho amor.

Anuncios